miércoles, 20 de marzo de 2013

Tilde diacrítica: 'aún' y 'aun'

Estamos ante el caso de un adverbio con dos significados diferentes.

Aún debe llevar tilde cuando equivale a todavía. Es una palabra bisílaba tónica (se pronuncia con acento /a-ún/). Ejemplos: Aún no se si podré acudir a la reunión; El menor de sus hijos aún es un niño; Tu madre no ha llamado aún.

Aun no debe llevar tilde cuando puede sustituirse, sin que el sentido de la oración se vea alterado, por hasta, también, incluso, inclusive o (ni) siquiera. Es una palabra monosílaba átona (se pronuncia sin acento de intensidad /aun/). Ejemplos: Montaba el puzle aun (‘hasta, incluso’) con los ojos cerrados; Llegaron todos a la meta, aun (‘también, hasta, incluso’) los más exhaustos; No le dio la mano, ni aun (‘ni siquiera’) lo miró.

El Mundo, 24 de febrero de 2013

Aún y aun forman parte de expresiones como: más aún, ni aun, (ni) aun con eso, aun cuando, (ni) aun sí.

Más aún. Se utiliza para afirmar lo que se dice: Le encanta cocinar, pero más aún si es para su familia.

Ni aun. Equivale a ni, pero aun le añade intensidad: Ni aun rogándole conseguí que me prestara el coche.

(Ni) aun con eso. Significa que lo primero no es un obstáculo para lo que ocurre después: Llevaba la lista de la mano y ni aun con eso me acordé de comprar las peras. Llevar la lista de la mano no impide que se olvide de comprar las peras.


Aun cuando. Equivale a ‘aunque, a pesar de’: Aun cuando estaba en forma, la caminata acabó por agotarme. Debe distinguirse de aún cuando, que no es una locución y equivale, por tanto, a todavía: Estaba nervioso aún cuando yo me fui.

(Ni) aun así. Expresa contraste o contradicción: Viajé hasta su casa, y aun así no quiso recibirme. He dado siete vueltas a la manzana y ni aun así he conseguido aparcar. También en este caso debe distinguirse de aún así, que significa todavía: ¿Estás aún así?

Leonardo Gómez Torrego, en su Ortografía de uso del español actual (Ediciones SM), dice lo siguiente:

En algunas ocasiones, el adverbio aun es tónico en la pronunciación y equivale no solo a todavía sino también a incluso. En estos casos, aún debe llevar tilde.
Es normal encontrar ejemplos de este uso en construcciones en las que el adverbio aún intensifica estructuras comparativas. Ejemplos:
Juan es aún mejor que su hermano (Es incluso mejor que su hermano./Es todavía mejor que su hermano.) 
Y aún te digo más: ni siquiera me llames (E incluso te digo más: ni siquiera me llames./Y todavía te digo más: ni siquiera me llames.)

11 comentarios:

  1. Procuraremos no caer en el error, otra buena lección; gracias.

    Saludos Manuela.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Rafa. ¡Siempre el primero en los comentarios!

      Eliminar
  2. Manuela, siempre es un placer recurrir a esta página para resolver esas dudas o refrescarlas, que uno es muy despistado.

    ¡Muchas gracias por tu labor!

    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra servirte de ayuda, Nicolás.
      Gracias a ti por venir.

      Más abrazos.

      Eliminar
  3. Gracias Manuela!!!

    Besos desde el aire

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rosa de mil espinas, besos desde el campo.

      Eliminar
  4. Pues no he metido la gamba ni nada en esto que traes, jeje...

    No sabes lo que agradezco este post. Y como veo que lo tienes etiquetado, no te extrañen algunas visitas al tema del aun/aún.

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Caballero Valaf:

      Qué bien verte de nuevo por aquí. Visita, visita cuanto quieras. Gracias.

      Besos.

      Eliminar
  5. Como de costumbre, lo explicas muy bien y pones unos ejemplos muy claros.
    Esta pareja sí que es compleja, ¿eh? ;-)

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Apreciada Ángeles:

      Como de costumbre, tú siempre tan amable... Intento ser clara, pero una nunca sabe si lo consigue. Gracias.

      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Milady:

    Acabo de votar a su bitácora, lo cual y sin ver las demás, no es más que un acierto pleno. Su blog está muy trabajado y es una loa a la lengua de Cervantes.

    Y si acaso me llama pelota, sepa vuestra merced que no lo soy, hala.

    Un besazo (bueno, a sus pies)

    ResponderEliminar

Por favor, dímelo. Cuida tu lenguaje, lo dice todo de ti. Evita hacer propaganda de tu blog. Procura que tu comentario esté relacionado con esta entrada. Gracias.
Este blog ya no publica comentarios anónimos.